22 mayo 2010

El roto, otra vez

El País.                             Sin comentarios, claro.

No hay comentarios: