30 mayo 2010

En dos mundos. Congreso "Leer para aprender". Consejería vs web 2.0

A Diego gg. 
de lo más lindo de Twitter. 

Durante los dos últimos días ha tenido lugar en Granada el Congreso "Leer para aprender", organizado por la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía. Desde un punto de vista tradicional se puede decir que ha sido un éxito, bien organizado, bien atendidos-as, intervenciones pertinentes, ponentes punteros-as (no todos), experiencias de centros, ... bien. Pero ... 

Sólo dos ordenadores en la sala.  Fotos de Diego G. 
Primer pero: La convocatoria y selección de asistentes. Con los medios de la Consejería, cuando prepara un evento sobre temas que llaman "ideas-fuerza", temas educativos de actualidad, pueden disponer de buena infraestructura y ponentes punteros-as. Luego suele ser interesante asistir. Debo reconocer que aunque he optado a participar en varios, no me ha tocado nunca la lotería. No me enfado, somos muchos, hay que recortar, pero ¿es tan difícil explicar por dónde y con qué criterios?

No sé si sólo me escandaliza a mí, pero no se puede sacar una convocatoria pública sin explicar cuáles van a ser los criterios de selección. Dos listas: Lista de admitidos, lista de espera por provincias, y santas y buenas. No estoy afirmando que los criterios estén mal, estoy diciendo que lo que está mal es no hacer públicos los criterios. Vale, evidentemenete un montón de gentes se ha quedado con las ganas. Hasta aquí gana la Junta por 1. 0

Impresionante infraestructura para permitir la participación.
Segundo pero: Pues un profe joven, comprometido, trabajador, simpático y amable, y un gran profesional, en Twitter @diegogg (su blog), que sabía que algunos que deambulamos por la web 2.0 nos habíamos quedado con las ganas, simplemente se lleva su portatil y una webcam y nos retrasmite via streaming el Congreso en directo: Aquí tienen ustedes la grabación de todo el Congreso que un nutrido grupo de docentes pudimos seguir en directo, mientras comentábamos en Twitter, acuerdos, desacuerdos, ideas nuevas, etc., desde el sillón de casa.

El propio Diego abrió temprano un hastag (un tema en twitter, caracterizado por empezar con #) #leer que puede ser consultado, en el que la participación fue total y enriquecida enormemente por los comentarios de dos de los ponentes que también estaban en el Congreso y participaban dando información continua en twitter: el fenómeno @fgpaez, padre del emotiware, y un puntal de uno de los mejores colegios (es mi opinión) de la región, el CEIP San Walabonso de Niebla; y el también fenómeno @ftsaez (blog), de la Univ. de Granada. Es evidente que la riqueza participativa de esta humilde segunda opción es exponencialmente mayor que la anterior.

Mi bitocayo Fernando García twiteando con el móvil
Si se sigue el hastag #leer en Twitter, se verá que en un momento determinado comentamos con Diego que la Dra. Gral. presente en la sala no paraba de coger apuntes. Bien hecho, por hacerlo y por dar ejemplo. Pero le pedí de mediobroma a Diego que se acercara a ella y le dijera que si se lo quería evitar, lo tenía todo grabado para verlo desde casa cuantas veces quisiera. 

Y no quiero sacar las conclusiones yo porque parecen claras, y a ver si las saca quien debe. Pero todavía estamos en dos mundos.

28 mayo 2010

Buscando sentido ...

A Sebastián Sánchez Fernández.

Salí del aula hace algo más de 10 años para apoyar el I Plan Andaluz de Atención Educativa al Alumnado Inmigrante, año 1998-99. Después han venido unas experiencias profesionales más, todas muy curiosas y enriquecedoras, como ésta última de asesor de formación de un Centro de Profesorado, que me ha permitido más tranquilamente hacer lo que más me gusta: visitar centros educativos para intentar echar una mano. Pienso machaconamente que esa debería ser la labor de la inspección. 

Quiero pensar, porque nadie lo hace (pensar, digo), que las políticas activas que han trabajado no sólo contra la intolerancia y el racismo, sino a favor de una visión de las culturas y diferencias humanas como elemento de enriquecimiento mutuo, que lo es ad infinitum, han sido responsables de que España se haya tragado un 12 % de su población en inmigrantes pobres sin grandes traumas. Impensable hace 15 años. 

En este centro me han entendido divinamente, me han invitado a su centro a aprender, lo que he hecho con mucho gusto, y a disfrutar de las cosas que hacen. CEIP El Tejar de Fuengirola, donde no sólo florece el alumnado, sino también el profesorado. ¿Por qué será, será ...?

Dejo un vídeo de la Fiesta Intercultural que cierra su Semana Cultural, en la que, como siempre en este centro, me he sentido en casa. Los tres que aparecen en conciliábulo en mitad del vídeo son: directora  Ana al frente, a la izquierda el jefe de estudios José, y el más alto el secretario Ricardo.

Antes comentarle a Sebastián Sánchez que esto no es "quincallería intercultural", ya verás.



Y como el alma de la fiesta, como casi siempre que se entienden las culturas, fue el ritmo y la alegría, la esperanza de África, aquí dejo su sello. El pequeño que se suelta de la mano de su madre para bailar es de origen norasiático, pero esto no entiende de procedencias ni ideologías. 

27 mayo 2010

Una buena noticia

Entre el aluvión de noticias diarias contrarias al principio de Justicia que me llevan, por ejemplo, a apagar la tele para poder terminar de comer, pasan algunas veces desapercibidas algunas noticias excelentes y optimistas. Por ejemplo, ¿qué habría parecido este titular hace 12 años?: "España acepta la llegada de extranjeros pobres en un 12% de su población sin grandes conflictos. El episodio de El Ejido fue sólo un aviso". Hace 12 años eso era una utopía impensable. Pues ha sucedido. Ahora ya no tuerzo el gesto cuando oigo "los españoles no son/somos racistas".

Hace sólo 12 años, cuando eso no había pasado y comenzaban a llegar las pateras, la afirmación "los españoles no somos racistas" siempre cacareada, estaba más que en entredicho. Recuerdo perfectamente que el supuesto chascarrillo: "Yo no soy racista, pero es que los .... huelen mal", o cosas por el estilo, eran norma. No estaba nada clara la cuestión. Pero la historia dice que durante los primeros años, mientras los políticos, como siempre, iban por detrás de los problemas en vez de por delante, la población y las ONGs, especialmente Cruz Roja y Andalucía Acoge, pero también la gente de a pie, ayudaba a estas personas que huyen del hambre y el horror y buscan una oportunidad en la vida para ellos-as y sus familias. Durante años, la ayuda oficial no existió. Se miraba para otra parte.

¿Han ayudado las políticas activas puestas en marcha estos años, como la promoción de la Interculturalidad en el sistema educativo? Es una pregunta que me gustaría que se hubiera hecho alguien públicamente. Pero reflexión es, parece, pedir demasiado. 

En las diferentes encuestas publicadas en estos días sobre las principales causas de rechazo del impresentable tijeretazo social del Gobierno, la que obtiene mayor consenso ha sido en contra de la reducción de las pensiones. Evidentemente el pueblo español defiende a los más débiles. Pero el segundo con mayor consenso, y aquí viene la buenísima noticia, ha sido el rechazo a los recortes en ayuda al desarrollo

Esa es una excelente noticia. Que la mayoría absoluta de la población española no quiera reducir gastos en la ayuda a otros países es una señal de esperanza enorme, pue significa que las personas, que la gente de a pie, no está tan loca como los poderosos que manejan este mundo. 

Quiero pensar que los españoles y las españolas entienden que no puede haber Paz sin Justicia, y que ésta no se mantiene en un mundo donde las diferencias van en aumento, es decir la injusticia, y se permite que haya muertes por hambre, u otras causas evitables, existiendo más que suficientes recursos para todos-as los habitantes del planeta es, a estas alturas de la vida, intolerable por más tiempo. Quiero pensar ...

23 mayo 2010

Una administración educativa 2.0

Esto es una respuesta en blog a una pregunta en twitter,
un twitterbloging.






En primer lugar quiero comentar que la llamada “crisis de la educación” es una bendición. Mirando en clave de procesos la lógica explica perfectamente que la tensión entre la realidad, que lleva sus propios ciclos y velocidades,  y las capacidades de reacción de colectivos como el docente o el de la administración, han hecho que en toda la historia el problema sea el mismo. De ahí que haya textos de escritores presocráticos que se quejan de la escuela y la educación de su época, que parecen escritos esta mañana.

El problema específico de estos tiempos, los actuales, es la velocidad a la que se producen, que dejan mucho más en evidencia esa tensión tradición-innovación (escuela 1.0 vs escuela 2.0), conservar-cambiar, característica de un proceso, por tanto siempre imperfecto.

Honestamente no sé cómo sería una Administración 2.0, pero me gusta especular con la idea.  Y, como siempre, intentaré despersonalizar al máximo el tema pues no me interesan nada ni personalismos ni puestismos. Me parece un pensamiento paupérrimo intentar cambiar inercias y procesos cambiando a personas. No, no es eso.

Analizando el salto necesario, diagnosticando en principio a vuela pluma, consultaba el otro día con una compañera de NEE, qué tipo de síndrome, naturalmente del espectro autista, padece la Consejería de Educación y llegamos a la conclusión de que era un síndrome de Aspergen.


Desde luego que muchas de las cosas que la Consejería pone en marcha son pedagógicamente correctas. Sólo faltaba. Aunque hay por ahí quien le impide a los jóvenes y niños de su Comunidad trabajar con portátiles regalados “porque afecta a la vista”, origen del movimiento Potachovizador que corre entre los docentes 2.0 (que existen aunque la Consejería no sepa ni dónde están). El problema es que, a estas alturas confíe en el BOJA, en la normativa, para poner patas arriba (imprescindible) la escuela tradicional. Y esa es la propuesta del trabajo por competencias que se propone desde la LEA y la LOE.

Como según mi apreciación inicial el autismo le impide explicarse, suponemos que las fuerzas con que cuenta para tamaña empresa la Consejería es la normativa, y la correa de transmisión tradicional: la inspección, la dirección de los centros, y a los claustros. Correa de transmisión que lleva décadas sin funcionar. Absolutamente pervertida por las dinámicas oficiales centradas en recopilar informes que digan “lo que tienen que decir”. A la realidad, que le den.

Es decir, que desde que se intentó poner en marcha la LOGSE, y no se consiguió, no hemos avanzado nada, ni analizado nada. Seguimos en las mismas.

Nada que no sea lograr instaurar funcionamientos en equipo, coordinados y autocríticos, con un marco compartido, pedagógico y de actuación, es decir, por ahora una utopía en la mayoría de centros, puede funcionar. ¿Cómo? Olvídese de la normativa.

Ya sé que no es fácil, y menos con la que cae, pero hay que ir a los claustros, hablar con la gente, y convencer. Porque no hay atajos para aglutinar voluntades (¿Voluntades? ¿eh?) Y sin voluntad de cambio en el profesorado no van a lograr cambios en la Escuela. Se lo garantizo.

Hay que desarrollar el pensamiento estratégico en la administración. Tienen que dejar de ver a “funcionarios” y ver a personas. Pero el pensamiento estratégico es un farol si no hay análisis complejo. Los análisis son evaluaciones, el sistema no se evalúa, salvo en el caso del alumnado, que tampoco, porque lo que mayoritariamente se hace no es evaluar.

El pensamiento final o de producto, dice: “Usted, despedido. Llegó cortando 14 árboles diarios, y en una semana sólo tala 6. Ha ido bajando dos árboles por día. Otro que corte 14.”

El pensamiento estratégico introduce dos horas para afilar el hacha cada cuatro días.

No pueden esconderse al hecho de que en los centros hay gente muy buena y gente no comprometida. También hay un grupo nada despreciable de tibios que nadarán a favor de la corriente siempre. ¿Cómo van a conseguir que los y las mejores profes de los centros lideren los proyectos de centro? Esa es la pregunta.

Mientras tanto, y celebrando la ceremonia de la confusión actual, los más vagos empiezan a recordar la consigna lanzada hace unos años por un líder político: “sin complejos” (cuando lo oí por primera vez se me pusieron los pelos de punta), y levantan la voz. Y por ahora parece que sólo se escucha la suya. Pero ustedes saben que esa no es la voz del profesorado andaluz. ¿Saben ustedes qué piensan sus profesores y profesoras? ¿Les interesa? Pues sin ellos y ellas no van a hacer nada.

Y para postre, le doy a leer el post a mi mujer que es profe de instituto, y el primer espejo en que miro mis elucubraciones, y me dice: “¡Qué te gusta meterte en problemas!” Y como voy siendo mayor y viví 25 años bajo el franquismo (bueno, mejor contra), sé bien que la autocensura es mucho peor que la censura. Pero no me digáis que estamos en esas.

Con respecto al tema que termina siendo residual, dada la naturaleza básica de los temas que planteamos, de la inclusión de la web 2.0, es decir, de la interactividad y la comunicación horizontal, olvídate, Aspergen no lo permite.

22 mayo 2010

El roto, otra vez

El País.                             Sin comentarios, claro.

18 mayo 2010

¿Violencia estructural en las organizaciones educativas?

y al impresentable candado de la wifi de su centro.

Entre las cosas, muchas y valiosas, que aprendí el año que estuve en el Plan Andaluz de Educación para la Cultura de Paz y Noviolencia, y en los años posteriores hasta hoy, que no he dejado de apoyarlo y reflexionar sobre él, sobresale por su trascendencia el concepto de violencia estructural.

El término fue acuñado básicamente por el profesor Johan Galtung en sus estudios sobre la violencia, gérmenes en buena medida, de la posterior e importante investigación para la Paz que ha ido floreciendo en el mundo en entornos universitarios atrevidos, como el Instituto de la Paz y los conflictos de la Universidad de Granada.

En la definición de Cultura de Paz del propio documento, parafraseando la Declaración y Programa de Acción aprobada por la Asamblea General deNaciones Unidas en el verano de 1999 se afirma que es "un conjunto de valores, actitudes, tradiciones, comportamientos y estilos de vida" orientados a conseguir metas en ocho esferas:

· Cultura de paz a través de la educación
· Desarrollo económico y social sostenible
· Respeto de todos los derechos humanos
· Igualdad entre hombres y mujeres
· Participación democrática
· Comprensión, tolerancia y solidaridad
· Comunicación participativa y libre circulación de información y conocimientos
· Paz y seguridad internacionales

Igualmente, el documento ¡publicado en BOJA!, dice literalmente: "La Cultura de Paz implica para la educación cuatro ámbitos de actuación":

El aprendizaje de una ciudadanía democrática
La educación para la paz, los derechos humanos, la democracia y la tolerancia
La mejora de la convivencia escolar
La prevención de la violencia.

No es el momento ahora de los balances, ni me corresponden, pero ... en los primeros momentos me pareció evidente que el trabajo por introducir percepciones finas (llamémosle así) sobre qué es un funcionamiento democrático, y cómo se aprende, iba a acometerse. Necesario era y es. Y mucho.

La sabiduría popular tiene mucha guasa: "Si quieres conocer a Pepillo, dale un carguillo".

Parece ser que cerca del 60 % de directores y algunas directoras son nombrados a dedo por las delegaciones provinciales correspondientes, pero la pregunta para el 40 % restante es básicamente, y en principio, la misma: ¿dónde han aprendido a gestionar democráticamente a un colectivo humano? Si, como todos y todas, tuvimos que empezar a estudiar de verdad una vez obtenido el título con la realidad que teníamos delante, ¿dónde se ha aprendido la gestión democrática? ¿se podría afirmar que mayoritariamente la vida en los centros está organizada democráticamente?

La respuesta es no. Hay de todo, como en botica, pero la gente que accede a la dirección, en muchos casos, ni se plantea el tema. 

Violencia estructural hay mucha. Y algunos ejemplos son muy claros: la que han sufrido las mujeres toda la historia y siguen sufriendo, cuando un padre no puede alimentar a sus hijos porque no tiene empleo; y otros son más sutiles, pero violencia: toda aquella situación que impide a la persona desarrollar sus potencialidades, es una definición que me gusta más. Me parece más justa. 

Cuando comenzó el Plan igualmente creía que sobre el tema de la convivencia, no se iba a centrar única y exclusivamente en el alumnado, quería pensar que el profesorado tenía una oportunidad para plantearse la evidencia de que una mala convivencia entre los docentes, impregna a todo el centro. Pero no, este tema tampoco se ha tocado. 

Con respecto a la situación del alumnado, no sólo están sometidos a una violencia estructural cuando son receptores de decisiones injustas o pervertidas, también hay una violencia cultural dura al someterlos, como si fuera una cosa natural, a la pretensión de que se pasen 6 horas 6 sentados-as y en silencio. Es demencial. 

Ilustração de JU VIOLETA - www.flickr/juvioleta.

TIC por narices.

Bueno, mira, las tics sí, las tics no, y esto y lo otro.

Pero a la hora de ponerse a currar hoy la cosa está clara.

Cuando me presenté pedían nivel de usuario en tics, me río y me carcajeo.

Mira la mesa de trabajo de esta mañana. 3. Uno en windón xp, otro en Linux local conectado a un escritorio remoto de w. server, y el maquito pa que me saque de apuros. 3 y los 3 funcionando. Me ha llamado la atención y le saqué la foto.



16 mayo 2010

En las alforjas del #EABE10

Como se ve por anteriores entradas, he tenido el privilegio de participar en el II Encuentro Andaluz de Blogs Educativos, EABE10, este movimiento profesional docente, de carácter independiente y de base, en constante y esperanzador crecimiento, surge en torno a un grupo de docentes, mayoritariamente de la provincia de Almería, de dónde ya nos han venido otras veces éxitos educativos como las aulas ATAL (allí desde 1998). 

Como por su humildad y convicciones democrátivas vivas no aparecen por ningún lado y seguro que se me quedan fuera algunos, no voy a citarlos uno-a a uno-a ;), pero sí voy a darles las GRACIAS porque ellos-as sí saben quienes son. Gracias por ser como sois, gracias por existir, si no fuera así habría que inventaros. Sois, y ahora somos (porque #yomejunto), una esperanza para la educación. 

Imposible que escriba algo sobre cada cosa que traigo en las alforjas porque me saldría una longaniza en vez de un post. Enumero, entonces.

- Un montón de amigas y amigos nuevos. Lo más importante con diferencia. 

- Un montón de conocimientos nuevos, ideas, experiencias, herramientas, actitudes, ... Lo que se aprende, de manera informal y divertida, con esta gente es difícil de imaginar.

- La esperanza, despertada por verla en acción, de que las redes sociales configuren movimientos democráticos ciudadanos capaces de intervenir en la vida de la sociedad. La misma esperanza aplicada a la educación en Andalucía. 

- Educar es amar. Todos estos profes y profas están enamorados de sus alumnos y alumnas. 

- La esperanza de que por esta vía profesional, el compromiso y la acción coordinada, realmente se pueda recuperar el "perdido" (¡ay!) prestigio profesional. 

- Aprender es divertido. Los profesores bailan en red. 

- Me llama tanto la atención que tengo que personalizar, pero se entenderá: Dos profesores de Universidad entre los asistentes, como "aprendientes": Jordi Adell  (UJI) y Fernando Trujillo (UGR). No es nada normal.

- Los dos abrazos con NoLolaMento (bienvenida y despedida), Gran Gurusa de Twitter. No puedo explicar cómo dos personas que no se han visto nunca pueden quererse, respetarse y tenerse tanta complicidad.

- Las ganas enormes de mucha más gente de participar. Me encantó que en algunos momentos hubiera igual o más gente en streaming desde diversos puntos de España y América, que en la propia sala. Muy esperanzador. Me da qué pensar.


- Los denodados esfuerzos de la des-organización por servir. Precioso. Sin cobrar. Y poniendo las máquinas. Y siempre con la sonrisa en la boca. Los "grandes orientales" como me los llamaba Anibal de la Torre en Twitter. Los grandes currantes de oriente, "liderazgo transformador" en las propias palabras de @pacoxxi, que lo pide para el profesorado.

- Y muchas más cosas que se van asumiendo con los días. Hasta el siguiente EABE. Pero también debo añadir, un torito con la inscripción #EABE10, una red de naranjas de Palma del Río, unas gafas de potachovizar modelo 1.0 (que me dio pacoxxi, creo que eran las suyas) ... mucho más respeto por mi profesión. Me ha hecho mejor.

Los vídeos de las sesiones en streaming.

13 mayo 2010

El tijeretazo. De alucinar.

Si en los años que luchábamos explícitamente contra el capitalismo nos hubieran contado un panorama geopolítico y económico como el de los últimos 10 años, no nos lo hubiéramos creído. Esto ya no es capitalismo, es canibalismo. 

"Gestores" que ganan el sueldo de 1000 empleados. Empleados que ganan un sueldo que no llega para vivir, no ya una familia, sino de forma autónoma. La línea de la justicia, de la equidad suficiente para permitir una convivencia pacífica, tensada hasta la ruptura. 

Un gobierno socialista que recorta los gastos sociales y rebaja el sueldo a los funcionarios, sin tocar a los ricos, ni empresas ni personas, ni a los que han provocado la crisis por jugar a la ruleta rusa con la economía de los países, ... bueno, creo que tengo la edad ya suficiente para decir: ¿¡Hasta dónde vamos a llegar!?

Evidentemente esto ha sido producto del juego de presiones internacionales que ejercen los neocon. ¿Va a permitir el dólar un euro más fuerte? Ya. Con lo facilito que es tocar aquí, en los pies de barro de la unión ... Primero Grecia, ... luego ...

La cosa tiene una pintita muy mala. Especialmente porque la gente, el pueblo si se me permite el cultismo, está hasta las narices de la casta política. De lo que se ha robado y trajinado. Y de tanto intento descarado de manipulación. ¿Qué autoridad moral ni política tienen ahora de pedirle a los mismos de siempre, a los más débiles, que vuelvan a soportar el peso de las crisis que ellos mismos provocan? Mala pintita.

12 mayo 2010

Pechá Kuchá y EABE10

El haberme sentido como en casa entre la gente (profesorado) que he encontrado en Twitter, ha sido una experiencia muy agradable, de las que más en años. Colectivo de profesorado, inquieto por su profesión, con ideas, innovadores-as, comprometidos con su sociedad y el estado de la cuestión en educación. No quiero poner nombres por no dejar fuera ninguno. Pero una representación de sus blogs la puedes encontrar aquí. Es importante que dejes caer la página un ratito si accedes a ella, es muy pesada.

Este viernes y sábado se celebrará en Guadix, bajo la tutela del CEP, el EABE10, Encuentro Andaluz de Blogs Educativos 2010. Los blogs ya no son los blogs, son muchas cosas más. Y me parece ver que la mayoría de la gente de este ámbito está comentando que las TICs sí, muy bien, pero en qué marco pedagógico, en qué modelo de escuela.

Si hay algo que vamos aprendiendo de la interminables crisis educativas, las reales y las inventadas, esto es que es imposible llevar adelante ninguna empresa de cierto calado en un centro educativo si no cuentas con un equipo. ¿Cómo se hacen equipos? ¿cómo se trabaja en equipo? ¿cómo se fomentan los equipos? ¿cómo se carga uno un equipo? ... Yo en Filología no vi esto.

En realidad, sé con seguridad que el único sujeto capaz de hacer cambios de verdad en la Escuela es el profesorado. Encontrar a un grupo de profes conectados (des-organizados), creativos, capaces, extrovertidos, simpáticos y amables, lo que he visto, me da una cierta esperanza que es algo que ya no me estaba quedando mucha. ¿Puede esta gente y otra que se apunte empujarle al sistema hacia la mejora?

No sé si puede, no sé si debe, pero sí sé que el prestigio profesional y la autoridad (merecida), no se compran en la farmacia, ni se consiguen con campañas publicitarias, por cierto bastante enclenques, esto se obtiene por la vía del ejemplo. Con la lengua de los hechos. Es el profesorado quien debe levantarse y tomar la palabra. Pero ojalá que los y las mejores. Porque entre tanta confusión, los peores están empezando a levantar la voz: ¡A la caverna!


Mi Pecha Kucha para el EABE10 lleva la presentación de la candidatura del cep donde trabajo, aunque en realidad me da igual, o más bien mejor que no sea en Marbella, porque esto lo estoy promoviendo y el año que viene no estoy en el CEP, y los compas, entre bromas, "... sí eso tú deja trabajo...". Pero en realidad lo que me importa es que se tome la decisión cuanto antes, porque en septiembre los CEPs hacen la planificación anual de actividades y trabajo, y después está siendo cada vez más difícil poder poner algo en marcha si no estaba en el Plan y, por consecuente, presupuestado.

Como yo lo sé, yo tengo las prisas, porque el EABE no se puede quedar fuera del apoyo institucional de ninguna manera, por su calidad, y por el número de ponentes gratis por metro cuadrado.

Desvirtualizamos el sábado.





04 mayo 2010

Probando Prezi

Se twitteaba con descaro el otro día en la TiwtterTaberna: "¡Power point ha muerto! ¡viva prezi!". Y como la curiosidad me puede ... esta es la primera prueba.

Parecía una buena idea. Pruebas de diagnóstico.

Me pide el profesor Fernando Trujillo, vía Twitter, que exponga mi opinión sobre las pruebas de diagnóstico, realizándose estos días en los centros en su 4ª edición. Y yo, que tengo un par de inquietudes con el tema le entro al trapo, va por usted, maestro.

Las pruebas se pusieron en marcha en mitad del primer chaparrón PISA, del que luego tendríamos en otro momento una segunda parte con resultados peores que los primeros. La actitud mayoritaria en ese momento entre el profesorado fue: "Otra estratagema de la administración para sacar mejores datos en PISA". Y se rebotaron. Necesario es recordar que, en esos momentos, hace cuatro años, aún no se había hablado nada de las competencias básicas, sólo algunos que seguíamos el tema admirábamos (espantados por otra parte) la trascendencia que se les estaba dando en las nuevas leyes educativas. 

Entonces tenemos: unos profesores que no entienden (mayoritariamente) qué se les está pidiendo para evaluar, y cabreados porque "por 'intereses políticos' yo me tengo que joder el puente corrigiendo pruebas que no me pagan". El punto de partida para un evaluador ecuánime no parecen las óptimas. Ahora, después de un par de años de trabajo con las competencias, estamos generalizando la inquietud de qué complicado es evaluar competencias. Hace cuatro años, ni eso. El profesorado, en general, ha corregido las pruebas como si fueran exámenes.
La evaluación de competencias no es más complicada que otras evaluaciones, desde luego sí más que corregir un examen, pero si tengo que empezar por aquí no sigo. Los exámenes no evalúan. Normalmente juzgan sobre bases aleatorias o cosas peores. Desde luego requiere aprendizaje de destrezas nuevas, pero interesantes, por ejemplo, las competencias no se miden por errores, sino por logros. Parece simple y correcto, pero no es tan simple porque no estamos acostumbrados, nos centramos tradicionalmente en la detección y señalamiento del error. Penalizándolo, como si fuera posible aprender sin ellos.

Por su parte, el alumnado se toma las pruebas a poco menos que chufla, pues la prueba sigue sin contar para la nota, y la hacen como un ejercicio en el patio. Pero estando acostumbrados a hacer exámenes, han tenido y tienen dificultades para saber qué se les pregunta. No esperan que se les pregunte lo obvio, el significado, buscan el truco, la palabra clave que "hay que saber". Pero tengo más datos, aprovechando estar casado con profe de Lengua, en general los buenos alumnos que no fallan ni una pregunta de opción múltiple, o de señalar palabras, o unir conceptos con una flecha, se vuelven mudos en cuanto la pregunta les requiere redactar más de una frase. Literal lo que veo, y me confirman los profesores-as con quien consulto. El esfuerzo de un centímetro de trazo de boli lo hacen, más no.

Y por último: ¿Cómo evaluar competencias en donde no se trabajan competencias ni se sabe de qué se está hablando? Es complicado. 

En cuanto a las pruebas en sí, debo recordar que provengo de ELE y hace décadas, 2 que evalúo competencias comunicativas centrado en las macrodestrezas: hablar, oír, escribir y leer. Los primeros 2 años se veía de lejos que las pruebas parecían evaluar competencias, pero estaban echas por un neófito. La del año pasado mejoró ostensiblemente, no sé por qué pues no he podido obtener información de quién las está haciendo. Y este año parecen otra vez más flojas. 

Por ejemplo, si un texto dice que "el hurón persiguió a la presa hasta su escondite", no se puede preguntar para saber si se ha entendido el texto: "¿Hasta dónde persiguió a la presa el hurón?". Este tipo de preguntas obvias no evalúan nada precisamente por su obviedad. Pongamos otro ejemplo: en la comunidad de Madrid, las competencias básicas, un acuerdo a nivel europeo, las "mejoran" llamándolas "destrezas indispensables", y tienen unas pruebas llamadas CDI, y en todas, en la prueba de Lengua la primera "destreza indispensable" es un dictado.

Como todos sabemos, copiar al dictado es una tarea fundamental de la vida, que hacemos prácticamente todos los días, y en todos los entornos sociales. Es para tirarse de los pelos. Pero cómo se está permitiendo que los políticos reinventen la realidad a su favor pervirtiendo los principios, las ciencias o la verdad, es algo que no quiero comentar ahora.

¿De qué estoy hablando cuando digo como una señal de una mala prueba de competencias que hay preguntas obvias que no evalúan? Tomo como ejemplo la segunda pregunta de una comprensión lectora de las pruebas CDI (conocimientos y destrezas imprescindibles) de Lengua de secundaria de Madrid de 2007. La pregunta dice: "¿Qué nación venció en la batalla de Trafalgar?" En el texto dice: "Fue un combate muy duro que terminó con la victoria inglesa." Una pregunta como esta sólo evalúa que el alumno está presente y ... nada más.

¿Qué significa que hay distractores que no lo son en las pruebas? De un texto escrito puedes hacer preguntas abiertas, que contendrán respuestas abiertas, muy complicadas para evaluar. ¿Cómo obtener la información de si un alumno-a sabe cierto conocimiento concreto? Bueno, hace muchos años que se pensó en la pregunta de opción múltiple como la más viable, especialmente porque los distractores son los que ponen a prueba el conocimiento o capacidad de la persona, y evitan en lo posible la realidad de que con 4 distractores, el alumno tiene de entrada un 25 % de posibilidades de acertar a priori. Por lo que la calidad de los distractores se vuelven elemento esencial.

Sin duda que la calidad de los distractores ofrece también mucha información sobre las destrezas finas que se tienen en la evaluación de competencias. ¿Qué problema hay con un distractor malo? Pues muy simple, que acabas de regalar el aprobado, pues uno que es de verdad, y uno que seguro que no es,  es un 50 % de aprobado a priori, lo que no parece muy profesional.

Iba a poner algún ejemplo de las pruebas de este año, pero como no quiero hurgar herida alguna, sino aportar un punto de vista. Lo dejo aquí. No sin antes mencionar mi sospecha de que los números que se están manejando, dado el panorama, bien pudieran no tener nada que ver con la realidad.

02 mayo 2010

"Colabora": Entorno colaborativo obligatorio en formación de profesorado.

Es muy curioso que en los últimos años se hayan impuesto sin normativa, en algunos casos literalmente, las llamadas "asesorías de referencia", al menos en Andalucía, que son el resultado de dividir el número de centros de la zona, por el número de asesores-as, y cada uno con el suyo. Esto está bien, muy bien. Era evidente la necesidad de acercar las asesorías a los centros, porque no hay otra educación que la que se hace en los centros, al menos en la educación reglada. 

Si los problemas a resolver y las innovaciones a promover están en los centros, es ahí donde deben estar los asesores-as de formación del profesorado. Esto es una ley física y no "gestión de recursos humanos". En mi cep tuvimos la suerte de que nos fue presentado como opción, y lo aprobamos por unanimidad. 

Otra cosa del currículum oculto del tema es que antes había asesores-as que se eternizaban en el puesto. Ahora, desde la consejería de Cándida Martínez (a quien echo de menos, al menos revoloteó el gallinero), las asesorías son por cuatro años, evaluación y posibilidad de una única prolongación por otros cuatro. Bueno, aunque la evaluación no se hace muy profesionalmente, está bien. Eso garantiza un caudal al menos de diferencias de enfoques muy necesario.

Por fin, este año, con normativa nueva aparecida con veranicidad y alevosía, se ha hecho una apuesta seria por la única formación que, desde mi punto de vista, debería atender el servicio de formación de profesorado: la formación en centro. El argumento lo di antes y no lo repito, los problemas están en los centros. Lo que sí es verdad es que esto cambia por completo el modelo de asesoría vigente, capacidades y actitudes de los candidatos, y es un reto de considerable proporciones.

Este primer año hemos llevado a cabo una primera experimentación. No se puede llamar de otra manera. Con éxito dispar, y todavía muy escaso nivel, salvo honrosísimas excepciones, de las que me ha tocado en suerte disfrutar de una. La comentaré en otra entrada. Pero lo que quería comentar, sobre todo porque sé que le va a interesar a gente que he conocido en Twitter, es que entre los requerimientos obligatorios de este tipo de formación se encontraba la participación en una plataforma virtual, supuestamente colaborativa, llamada precisamente Colabora.

La idea es buena. Pero ... La plataforma era desconocida para los asesores-as, el coordinador del ámbito TIC, marchó a Sevilla, supuestamente a formarse él, y a la vuelta, formarnos al resto. El compañero informa que: "Me han dicho en Sevilla que entréis en la plataforma y bicheéis". Literalmente. Para entrar en las asesorías se nos pedía formación TIC a nivel de usuario, pero el viernes yo estaba como normalmente, en un ordenador con linux en modo local, conectado por escritorio remoto a un windows server, y en la mano derecha el mac.  ¡Bah! ¡Sistemas operativos! 

Por supuesto, se esperaba, y así estaba en las Instrucciones legales, que los asesores-as íbamos a formar al profesorado participante en las Formaciones en Centro y en los Grupos de Trabajo con evaluación cualitativa que están obligados a entrar en Colabora. Y ahora la pregunta del millón: ¿cómo un instrumento para facilitar la comunicación y el trabajo en equipo colaborativamente puede convertirse en el problema principal de la formación? A resaltar desde ya, que donde ha funcionado (demasiado pocos centros), ha sido un gustazo.

¿Qué ha pasado? Pues que el 90 % de los centros son medianos o pequeños, con un número restringido de profesores-as y no le ven el quid a tener que decirle algo al compañero-a a través de "colabora" cuando se pasan juntos un montón de horas y se pueden decir lo que sea y darse los materiales en persona. Y es verdad. Pero el entorno está desarrollado en principio para que cada profe esté en su grupo y los canales de intercomunicación con otros centros son inexistentes o hay que crearlos. 

Como para cetificar la formación hay unas instrucciones muy concretas, dadas por Sevilla (curioso personaje con mucho predicamento), de cuántas veces hay que entrar e intervenir en los foros, al menos 1 cada dos semanas, y otras, pues a ver qué hacemos porque por ahora lo de Colabora la gente lo ha visto como una obligación, otra más, y no han terminado de ver, mayoritariamente, ninguna ventaja. Por ahora es bastante 1. 0